• Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Instagram Social Icon
  • YouTube Social  Icon

Carta abierta: aprendamos de Russo



Estas letras están dirigidas a los hinchas y a algunos jugadores de Millonarios:

Es increíble que Miguel Ángel Russo, de 62 años de edad, quien acaba de superar un cáncer y otro problema de salud causado por una bacteria y que dejando su tierra, a su familia y a sus amigos para continuar con su infatigable labor, tenga que lidiar con algunos jugadores que no tienen ni la menor idea sobre el amor por su trabajo. Esos que no muestran compromiso por su equipo, ni por lo que hacen. Esos que se conformaron con ser campeones y ahora han bajado el ritmo, ignorando que aún pueden dar mucho más, que aún pueden alcanzar la gloria eterna que se puede conseguir en este equipo. Hoy por hoy, de los 25 jugadores, sólo un puñado son los que tienen coraje, berraquera, huevos y amor por el equipo. Por nuestro equipo.Y aunque la nómina es corta y llena de juventud, la actitud, en Millonarios, no se negocia.

A la hinchada, por otro lado, se le olvidó que es el jugador número 12. De la mano de Russo ganamos la Liga 2017 y la SúperLiga. Yo estaba convencido que este año el estadio estaría a reventar, pero no ha sido así. Por el contrario, la asistencia ha sido la más baja en mucho tiempo. Salvo unos sectores de oriental y occidental que siguen respondiendo, los demás critican, insultan y maldicen. La lateral, por ejemplo, es un caos total: 50 hinchas que no se ponen de acuerdo ni para cantarle a su equipo del alma, por el que dicen "dar la vida".

Señores jugadores: pónganle amor y huevos a su trabajo, sean leales con la institución que representan, pero si no ‘viven’ la camiseta, entonces no han entendido aún lo que significa jugar en Millonarios. Hoy empieza una serie de partidos en los que, de no ganar, perdemos el semestre.

A los hinchas los invito a que apoyemos a Russo, que unidos enfoquemos toda nuestra buena energía hacia el equipo, así algunos puedan no merecerlo. Es el deber que tenemos como hinchas, y mucho más después de que este mismo equipo nos dio grandes alegrías hace muy poco tiempo. Aprendamos de nuestro director técnico lo que es ser leal, incluso dejando de lado la salud y las dificultades de la vida por Millonarios. Tanto jugadores como hinchas tenemos mucho que aprender de él.